El “Pucherazo”del Frente Popular de 1936 – por D. Niceto Alcala Zamora, Presidente II Republica.

La publicación de los diarios de D. Niceto Alcalá Zamora, presidente de la II República entre 1931 y 1936, viene a confirmar lo que siempre se había sospechado: la victoria electoral del Frente Popular en las elecciones de febrero del 36 fue, simplemente, un pucherazo.

¿Por qué es tan importante esto? Porque buena parte del relato oficial sobre la II República se basa en que el golpe de julio de 1936 fue un acto de traición contra “el legítimo gobierno de la República”.

Ahora bien, de los diarios de el presidente de la II Republica, D. Niceto Alcalá Zamora se deduce con toda claridad que aquel Gobierno de legítimo no tenía nada. La Esfera de los Libros acaba de publicar ahora el primer tomo, “Asalto a la República”. Se anuncian otros dos más.

La mecánica del “pucherazo” izquierdista fue tan burda que resulta casi inimaginable. En numerosísimos colegios electorales, los partidos y sindicatos del Frente Popular (PSOE, UGT, PCE, Izquierda Republicana, la CNT que apoyaba “desde fuera”) entraron a viva fuerza, se llevaron las urnas y contaron los votos a su manera. Después, ante la pasividad de un Gobierno dimisionario, sin gobernadores civiles al frente de sus responsabilidades (casi todos habian abandonado sus puestos. El presidente del gobierno, Portela Valladares, se habia dado a la fuga,  fue detenido en la estación de trenes) y con la complicidad de otro Gobierno presidido por el propio Azaña antes de que se constituyeran Cortes, los mismos partidos y sindicatos del Frente Popular tradujeron esos votos en actas de diputado con total impunidad. El resultado fue unas cortes simplemente ficticias. Todo esto, hay que insistir, lo denuncia nada menos que el que era en esos momentos presidente de la II República, y lo escribe mucho antes de que hubiera nada parecido a un golpe militar.

Pero no se detienen ahí las ilegalidades. A partir de ese momento, y siempre según denuncia del propio presidente Alcalá Zamora, el Gobierno del Frente Popular toleró deliberadamente todo género de violencias callejeras. Violencias que venían siempre promovidas expresamente por el PSOE, el PCE y la CNT, con la clara expectativa de forzar la revolución en la calle sin necesidad de sentarse en el consejo de ministros.

Los diarios de don Niceto resultan en este punto desoladores: la pasividad de Azaña con la violencia política sólo puede considerarse complicidad. El penúltimo eslabón de esa gigantesca cadena fue la maniobra de Prieto y Azaña para apear de la presidencia al propio Alcalá Zamora. Tras lo cual, la II República se convirtió simplemente en una estructura política violada al servicio de la izquierda mas intolerante y violenta.

Llevamos años oyendo la cantinela de que en 1936 una derecha fanática y antidemocrática se levantó a tiros contra el “pueblo”. La verdad es exactamente la contraria: desde las elecciones de febrero de 1936 (y sin contar el siniestro precedente de la revolución de 1934), una izquierda fanática y antidemocrática falseó unas elecciones, impuso a sus propios diputados contra la voluntad popular expresada en las urnas y después demolió a conciencia la propia legalidad republicana.

Se entiende que el Gobierno Zapatero haya tratado por todos los medios de impedir la publicación de estos diarios: son la demostración más elocuente de la falsedad de la “ley de memoria histórica” y de la culpabilidad directa del PSOE en el desencadenamiento de la guerra civil. ¿Se seguirá enseñando ahora lo mismo a los jóvenes en el bachillerato?

Jose Javier Esparza

Recibo con agrado el comentario de mi amigo Gustavo Morales, que por su interés lo reciclo como entrada en vez de comentario. Entre otras cosas por el aporte informativo que incorpora.

Dice así:

La edición de las verdaderas memorias de Niceto Alcalá Zamora, robadas en 1937 por el Gobierno del Frente Popular de la caja de seguridad de un banco en Madrid, en la que su dueño las había guardado, permiten reconstruir las elecciones de febrero de 1936. Entre los papeles y documentos robados había varios que mostraban la muy dudosa victoria de la izquierda en papeletas.
La Secretaría General de la Presidencia de la República elaboró para el presidente un promedio de los votos obtenidos por las candidaturas el día 16, que es una de las novedades de este libro:
 
Izquierda: 4.358.903
 
Centro y PNV: 556.010
 
Derecha: 4.155.126
 
Entre los dos bloques había una diferencia en sufragios de 203.000. A la vista de las violencias ejecutadas por las bandas de pistoleros de las izquierdas cabe preguntarse si el Frente Popular no habría quedado por debajo del Frente Nacional de haber sido completamente libres las elecciones. Por ejemplo, en la ciudad de Madrid, la izquierda obtenía 223.000 votos y la derecha 186.000.
 
Otra de las novedades son las previsiones del reparto de actas entregado a Alcalá-Zamora en las horas posteriores a las elecciones por el Gobierno de Portela y que muestran una mayoría para las derechas:
 
CEDA: 134, más incluso que los 115 obtenidos en 1933
 
Ministeriales (el centro montado por Alcalá-Zamora y Portela): 115
 
PSOE: 55, menos que los 59 de la legislatura anterior
 
Izquierda Republicana: 56
 
Renovación Española: 23, que aumentaba
 
Liga Regionalista: 20
 
Comunistas: 2
 
Falange: 1
 
PNV: 7
(El diputado de Falange era por Castellón.)
 
El 24 de febrero, Manuel Becerra, que fue ministro de Justicia en el último Gobierno de Portela, le dijo a Alcalá-Zamora que al menos 50 actas cambiaron de la derecha a la izquierda mediante el primer pucherazo.
 
Por muy desigual que era la ley electoral elaborada por las Cortes de Azaña y el PSOE, la diferencia de votos auténtica no habría dado una distancia tan grande en diputados entre ambos bloques como la que quedó tras la segunda vuelta, y sobre todo tras la vergüenza de la comisión de actas. En esa comisión, el Frente Popular, con el respaldo del PNV, robó un puñado más de escaños a la derecha: la CEDA pasó de 101 diputados a 88 y el PSOE subió de 88 a 99. Así cambiaron de siglas 32 actas, que fueron en su mayoría a la izquierda.
Además, la comisión anuló las elecciones en dos provincias donde la derecha había ganado, Cuenca y Granada, y ordenó repetirlas en mayo. Ante la violencia de las bandas socialistas y comunistas, las derechas renunciaron a presentarse en Granada, donde los milicianos detenían en las calles a sus adversarios, y el Frente Popular ganó en Cuenca.
 
El siguiente paso de las izquierdas, una vez que se habían fabricado una mayoría absoluta en las Cortes, fue destituir al hombre que había disuelto las Cortes con mayoría de centro-derecha dos años antes del final de la legislatura.

 EL PUCHERAZO DEL 36.

11 comentarios en “El “Pucherazo”del Frente Popular de 1936 – por D. Niceto Alcala Zamora, Presidente II Republica.

  1. ¿Se seguirá enseñando ahora lo mismo a los jóvenes en el bachillerato?. Ante esta pregunta, “pegada y copiada” del mismo texto, tengo que decir (por desgracia) que ROTÚNDAMENTE SI.

    Primero porque la izquierda mediática “vende muy bien sus productos”, no se si me explico. En esto SIEMPRE le ha ganado a la derecha, por lo menos desde que yo la conozco (hace 42 años).

    Segundo porque lo lleva haciendo desde hace muchísimo tiempo y ha calado muy bien, sobre todo en la generación de los nacidos desde 1985 hacia acá, y es muy difícil hacerles entender la verdad de la historia por muy bien que se le quiera explicar. Ya se sabe, que una mentira o una media verdad repetida hasta la saciedad, se convierte en VERDAD. Sobre esto, la izquierda también le saca MUCHÍSIMA VENTAJA a la derecha y sabe hacerlo PERFECTAMENTE.

    Y tercero porque hemos tenido un gobierno socialista tan NEFASTO E INCOMPETENTE (no sólo culpo a Zapatero, sino a todo su equipo al completo en 8 años de “desgobierno”) que a parte de llevarnos a la situación económica y moral (esta aún más grave) en la que nos encontramos actualmente, HA CONTRIBUIDO MUY/MUCHO A ESTA CAMPAÑA.

    Quiero añadir, bajo mi modesta opinión, que Zapatero NO TIENE la culpa de la crisis económica, pero de la GESTIÓN que hizo sobre ella, ABSOLUTAMENTE TODA.

    Me gusta

    1. Ya conoce usted la respuesta: sí, seguirán manipulando la historia.

      Para ejemplo, este propio diario: cuando la Policía se hizo con él, en pleno auge ZetaPerista, ZetaP lo metió en la caja fuerte del Ministerio del Interior, pues «puede causar crispación» alegó. Es decir, seguir mintiendo es lo que no genera crispación

      Me gusta

  2. esto no es ninguna novedad para mi en su resolución yo ya tenia conocimiento deque fue asi pero desconocía los detalles que ahora me sacan de las dudas que yo tenia eso para que se lo lean los socialistas y sepan de donde proceden ya que es donde quieren volver
    a ir espero que hesta vez no se salgan con la suya y les pongamos de una vez en el sitio que les pertenece que no es precisamente en un sitio muy onrroso

    Me gusta

  3. No sería de extrañar este pucherazo, pero, no veo pruebas del mismo.
    No creo en derechas acomplejadas, quizás no sean derechas.
    Vender vende todo el espectro político cuando quiere.
    Que no debe haber tanto político para tan poca labor, también.
    Saludos!

    Me gusta

    1. Asaltaron todos los Gobiernos civiles en la noche electoral de 1936; todos significa todos. Cambiaron cuantas actas electorales les hizo falta. Y a partir de ahí el terror, asesinatos de políticos derechistas, quema de sedes y periódicos derechistas,

      Todo eso es más que ‘pucherazo’, es una toma del poder por la fuerza; lo que ellos llaman «revolución socialista».

      En cuanto al presidente de la República, hasta le saquearon la caja fuerte en el banco. Y siguen por el mismo camino:

      Rojos, no por el color de la bandera, sino por la sangre que derramaron en este país. Asesinos y dictadores.

      Me gusta

  4. Pero, a ver, los cambiazos de actas ya se sabían, la toma de los Gobiernos Civiles en la noche electoral es más que un pucherazo.
    Pero es bueno que el presidente de la República, a quien por cierto los rojos robaron hasta en su caja fuerte en el banco, certifique de su puño y letra la Memoria Histórica.

    Porque estoy a favor de la Memoria Histórica, de sacar día tras día a la luz la sangre que los rojos derramaron en este país, la dictadura de terror que montaron y que pretenden hacer pasar como democracia. Todos estos rojos pretenden hacer pasar sus dictaduras por repúblicas democráticas. Asesinos rojos.

    Me gusta

  5. De pucherazos, no hay quien esté libre. En los EE.UU. se han dado varios. El último de Burch Jr. Pero eso no legitima un golpe de estado por parte de nadie. La tradición del ejercito en pronuciamientos y golpes en España, fue una constante, hasta Julio del 36. Pero además éste golpe de estado fue brutal. Condenó a España al desastre total y absoluto. Y lo hizo en nombre del fascismo, totalmente intolerante y asesino. Si la cosa estaba mal durante la república, la guerra no lo arregló, sino que fue mucho peor, como no puede ser de otra manera, pues el ejercito español había tenido como objetivo fundamental, el del mantenimiento del imperio, y ello se conseguía mediante el terror. Esas tacticas fueron las que aplicaron en la guerra civil, pues eran las que conocían y estaban acostumbrados a usar. La situación sin duda era dificil, pero ninguna de las instituciones estuvo a la altura de las circunstancias, y en ello hay que incluir a casi toda la iglesia católica, y a una buena parte del ejercito. La esverbescencia revolucionaria de la izquierda española, era similar a la de otros paises de nuestro entorno. Algunos tenían sólidos cimientos democraticos y aguantaron, caso de Francia y Reino Unido. Otros no, caso de España, Alemania e Italia. La guerra civil española, fue la antesala de la segunda guerra mundial, en donde los fascismos por un lado, y los radicalismos de izquierda por otro, fueron derrotados en toda la Europa Occidental. Imponiéndose finalmente y con el tiempo, la democrácia como forma de gobierno. En cuanto al clima de guerracivilismo que existía en la España de aquellos dramáticos días, evidentemente los elementos radicales de la extrema derecha, también causaron muchas muertes, no hay que olvidarlo. Finalmente, añadir que si el golpe de estado fracasó, fue gracias a la CNT, que llevaba años preparándose para esa eventualidad, la cual daba por segura. Ello se pone en evidencia leyendo este informe que adjunto:http://www.lahaine.org/est_espanol.php/de-los-cuadros-de-defensa-a-las-milicias en este enlace. Esta realidad historica, también se le ha negado a los españoles, los cuales siguen estudiando la tontería de que “el pueblo se lanzó a la calle y en las grandes ciudades consiguió parar el levantamiento”. Al no buscar los anarquistas el poder, ni querer nada de él, no tienen tampoco nadie que reivindique su papel en la historia contemporánea de España. Lo cual, es cuanto menos tan lamentable, como cualquiera otra ocultación de la verdad.

    Me gusta

  6. No será la justificación de lo que vino solo 5 meses después de las elecciones…
    Si hubiera pruebas contundentes ya lo explotaría bien el fascismo para defender su genocidio 👎

    Me gusta

Responder a quirino casado Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s