Este fin de semana tuve una oportunidad única: conocí en el congreso #WeAreN2015 a más de 10 cristianos (católicos y protestantes) que viven día a día la persecución del yihadismo en países como Siria, Libia, Egipto, Nigeria e Iraq.  

Y sí, fue triste oír sus historias pero lo que realmente me puso la piel de gallina y me aguó el ojo no fue su dolor sino su fe, su alegría, su esperanza, su confianza en Dios… ¡es que incluso me dieron ganas de volverme católica como ellos!

Y luego me decía a mí misma: “Un momento, María Isabel… ¿no se supone que ya eres católica? ¿Cuál es la diferencia que entre ellos y tú?”

Creo que la respuesta está en estas 7 cosas que viven los cristianos perseguidos y que todos deberíamos imitar: 

1. Están orgullosos de ser católicos

                    Peregrinación de niños iraquíes
Peregrinación de niños iraquíes. Crédito: Amigos de Irak

En Siria aprendemos desde chiquitos que ser cristianos es un motivo de orgullo, no de vergüenza” dijo Mireille al Farah, estudiante siria, apenas le preguntaron la diferencia que veía entre los jóvenes católicos de España y los de su país. Y luego añadió: “lo primero a lo que los invito es a no esconderse. Nuestra fe tiene que traer alegría, no vergüenza.”

¡PUM! Este fue el punto que más me remordió la conciencia. ¿Cuántas veces no he sido capaz de decir que voy a misa, que rezo, que no actúo de una u otra manera porque creo en Dios? ¿Cuántas veces he sentido que ser católica me hace “perder puntos” frente a mis amigos, frente a un futuro novio, en mi trabajo? ¡MILES! Y pese a todo, me siento “súper católica”

Pero luego aparece esta gente, que tiene mi edad, y que está dispuesta no solo a morir por su fe sino que se siente ORGULLOSO de llamarse cristiano. Y su orgullo se manifiesta y le cuentan a la gente la cosa tan cool, tan play, tan increíble que tienen: DIOS.  Así como cuando tú le cuentas a todo el mundo que te ganaste, hiciste, tienes X cosa que te hace feliz… bueno así. Sólo que hablan de Dios. Y no tienen miedo. NADITA de miedo.

¿Sabes de qué hablan los niños sirios en su recreo? Hablan de qué quieren decir cuando los de ISIS vengan a degollarlos por ser católicos. “Yo voy a decir: ‘¡Viva Cristo Rey!’ o algo a la Virgen María”, gritan mientras juegan con pelotas. ¿Y sabes yo qué digo cuando voy a irme temprano de una reunión con amigos para ir a misa? “Qué pena, tengo una reunión con una persona importante”…#PenaAjena.

Captura de pantalla 2015-04-21 a la(s) 14.08.39
Mireille Al Farah, estudiante Siria.

“La gente le pregunta a los cristianos ‘¿Seguro quieres ir a Misa sabiendo que puedes morir? ‘ Y dicen: ‘Prefiero morir comulgando que vivir en mi casa’”, contó Mireille. Y uno que piensa si va antes, durante o después del partido de fútbol, de la ida a cine… #PenaAjenaPor2.

Creo que esta es la lección más importante: si eres cristiano, disfrútalo. Tienes un tesoro que vale la pena exhibir.  Desde el sábado, ya no bajo la voz si hablo de Dios en público y me estoy obligando a no temer el “qué dirán” los no católicos. Me cuesta, pero ya es un paso. Porque yo también quiero tener madera de santa, como ellos.

2. “Pueden destruir nuestros edificios pero no nuestra fe” Obispo Dashe (Nigeria)

Niñas orando ante ruinas de iglesia
Niñas orando ante ruinas de iglesia

Bueno, creo que después de leer el punto anterior, es obvio por qué no van a destruir su fe. ¡Es a prueba de balas y cuchillos!

¿Y cuál es la fuerza de su fe? Que no se pasan el día peleando con Dios, preguntándole: “Si tú existes, ¿por qué está ISIS? ¿Por qué Boko Haram se roba niñas a diario? ¿Por qué me destruyeron mi casa o mataron a mi hermano?”. Se pasan el día buscando el amor de Dios y dándole gracias por las bendiciones que tienen.

OBVIAMENTE hay momentos de dolor, angustia y desesperanza, pero esa cultura que tenemos en occidente de preguntarnos por qué Dios es tan mal gerente y permite todos los males habidos y por haber… eso no existe.

Y si tu fe está soportada en el amor… ¿quién la puede destruir? Sólo el amado con una traición. Pero Dios no traiciona, premia. Tal vez por eso es que los funerales son para ellos como una fiesta matrimonial: “decoramos todo con flores blancas, porque es la unión entre un alma y Cristo”, explicó Mireille.

3. “Que los que no son cristianos nos vean y digan: mirad como se aman, mirad como nos aman. Así se vence el odio”

Hermanas en Irak. Crédito: Amigos de Irak
Hermanas en Irak. Crédito: Amigos de Irak

Sí, suena cursi y más viniendo de un misionero iraquí (el padre Montes). Pero el mejor ejemplo es esta historia: un hombre egipcio recibió en su casa a más de 70 refugiados. No, no vive en una mansión, solo en su casita. Y este buen hombre un día se enfermó y tuvo que ser llevado de urgencia a la clínica. Su familia, ante la situación, le pidió permiso para decirle a los refugiados que ya era hora de irse. ¿Y saben qué le respondió este buen hombre?: “Acaso no les he enseñado yo lo que es la hospitalidad? Nadie se va”.

Captura de pantalla 2015-04-22 a la(s) 10.05.15
Padre Luis Montes, misionero en Iraq.

La estrategia de evangelización de estos cristianos en países tan hostiles, en los que el odio separa a familias enteras, es dar amor tanto a los amigos como a los no tan amigos. Tal cual hacían los primeros cristianos que eran perseguidos por los romanos y los judíos…   y así convirtieron al mundo entero.

El amor es el valor agregado que donan los cristianos a quienes viven en Medio Oriente bajo la cultura del odio, según el padre Montes quien además agrega que muchos no quieren migrar pese a la situación porque “si todo el mundo quiere escapar, ¿quién va a curar esta nación? ¿Quién va a dar una palabra diferente?”

Y creo que esto de hacer cada cosa con amor, como dicen taaantos santos, hay que tomarlo en serio. Hacerlo en cada momento, en las cosas grandes y de valientes y también en las pequeñas y que nadie nota (como lavar los platos).

4.”Evangelizar es como recomendar un buen restaurante: no es proselitismo sino compartir lo que me ha hecho bien” Monseñor Yousif (Iraq)

Cristianos refugiados compartiendo una comida.

Tal vez el reto que más nos cuesta a los jóvenes de hoy es hablarle de Dios a la gente (y ni se diga empezar a hablar de la Iglesia). Y de repente, Monseñor Yousif llega y lo pone tan simple que parece mentira.

Captura de pantalla 2015-04-22 a la(s) 10.01.12
Monseñor Yousif, Arzobispo de Irak

Es que a veces nos complicamos tratando de ser los mejores argumentando la fe, dando los más perfectos consejos o ejemplos, queremos tener la capacidad de convertir multitudes con dos palabras…. ¡pero no! Es tan simple como decirle a tu amiga: ” Oye, ¿viste el nuevo sitio de cupcakes al lado de tu casa? ¡Vamos un día, es deli!” solo que cambiando el cupcake por la fe.

A monseñor Yousif le debo el haberme quitado un peso inmenso de encima: No tengo que convencer a NADIE de creer. Solo puedo invitarla a disfrutar de Dios, y contarle por qué vale la pena. Lo demás depende de él… y de lo que Dios siembre en su corazón.

4. “El rosario hará la magia”

timthumb

El testimonio del obispo Oliver Dashe Doeme, de Nigeria, fue mi favorito. No sólo porque la alegría  y la esperanza que transmitía, sino porque fue el primer que habló de como María hace “magia” para salvarnos a todos.

Dashe aseguró que  “Mamá María” va a expulsar todos los demonios que tiene cada país si hacemos una sola cosa: el rosario. Esta es la historia:

Captura de pantalla 2015-04-22 a la(s) 10.02.56
Monseñor Oliver Dashe, Nigeria

“Hacia el final del año pasado yo estaba en mi capilla ante el Santísimo Sacramento rezando el rosario y de repente el Señor se me apareció. Tenía una espada grandísima y yo me asusté y le dije: ‘Jesús, ¿qué es eso?’. Pero el Señor no me dijo nada sino que estiró su mano y me dio la espada. Cuando la tomé, ésta se convirtió inmediatamente en el Santo Rosario. En eso momento, Jesús dijo tres veces : ‘Boko Haram se ha ido’. Yo no necesito ningún profeta para que me de la explicación, está claro que con el rosario se pueden expulsar el demonio de Boko Haram pero también los demonios con los que cada país tiene que luchar. “

Cuando contó la historia, pensé inmediatamente en la campaña de oración que Oremos por Colombia y Lewe han promovido por el país para que con el rezo del rosario se pida por la paz. También nosotros tenemos una espada muy afilada para sacar al mal corriendo con el rabo entre las patas y tenemos que usarla.

“Tú solo reza el rosario, María hará la magia”, agregó Dashe. ¿Te atreves a que Mamá María obre milagros con tu oración? Ponla a prueba, reza el rosario.

5. Nosotros somos la religión del perdón

l-5320

Esto no lo sabía, pero en el Islam el perdón es visto como una debilidad. Por eso, el perdón lo han aprendido los musulmanes de los cristianos a su alrededor.

Lo explico mejor con esta historia que nos contaron:

Una familia musulmana estaba muy avergonzada porque un hombre de su familia intentó violar a una niña de una familia cristiana. Aunque el personaje implicado fue a la cárcel, la familia musulmana se sentía muy mal y no sabía cómo enmendar su error. Y lo único que pudieron hacer fue acercarse a la familia cristiana y decirles: “Sabemos que no lo merecemos, pero venimos a ustedes a pedir su perdón, porque sabemos que ustedes son la religión del perdón”. 

No crean que para ellos es fácil ver a su agresor  a la cara y no guardarle rencor. A perdonar se aprende perdonando y aferrándose más fuerte al amor de Dios que al dolor. No es fácil, pero sí es posible.Y los cristianos en Medio Oriente se están esforzando por eliminar el odio y el rencor de su corazón y cambiarlo por perdón y misericordia.

De hecho, Mireille (la estudiante siria) lo resumió muy bien en esta frase: “recen para que haya paz, pero también para que aprendamos a perdonar” (¿no es esta frase perfecta también para Colombia?).

Pero aún así vale la pena intentarlo. “¿Por qué tiene la Iglesia el ministerio del perdón? Porque es la manera de continuar la victoria de Dios sobre el mal. Tenemos que combatir el mal con amor”, dicho el obispo Dashe (Nigeria) recordándome la misión que nos dejó Jesús en la cruz: vencer el mal a fuerza de bien.

7. Los Cristianos perseguidos son el mayor tesoro que tiene la Iglesia en estos momentos

Creo que después de leer este post no necesitas que te lo diga. Ellos nos están transmitiendo el amor, la fe, la valentía… y miles de gracias más que nos benefician a todos como Iglesia.  Y ¿qué podemos hacer por ellos? Bueno, el Padre Montes lo puso muy simple: “necesitan y se merecen nuestra oración y apoyo”.  Son solo dos cosas simples: cada vez que haya una noticia, cada vez que te acuerdes, cada vez que veas una foto, haz una oración por ellos.  Y luego ve y cuéntale a todo el mundo lo que está pasando y , si quieres, déjales un mensajes de apoyo y amor a todos los que sufren la persecución ¡los necesitan!

Origen: Siete cosas que me enseñaron los cristianos perseguidos por el yihadismo y que debemos imitar | Piensa. Habla. Escribe.