Del deshonor a la guerra — VerdadesOfenden / La Tribuna del País Vasco

El gran periódico digital del País Vasco

[Img #12346]

El presidente Francesc Macià recibe al presidente Alcalá Zamora, en su visita a Cataluña. Barcelona, 26 de abril de 1931.

 

“Somos servidores de la ley, a fin de poder ser libres”  (Ciceron)

Me llega la noticia de que la Junta Electoral acaba de certificar por unanimidad a las instituciones internacionales lo que todos vimos y sabíamos: el “procés” del 1-O fue un absoluto fraude, jamás un ejercicio de democracia y su único fin fue desacreditar a España internacionalmente con las fotos del Estado opresor.

El eufemístico “procés” no es otra cosa que el disfraz para travestir de democrático un “golpe de Estado” moderno 2.0, el asalto a la democracia y la ley impuesto por una minoría, retransmitido en directo y apoyado en redes sociales y por capítulos. Es puro golpismo del siglo XXI, pero no inventa nada, usa las mismas y viejas herramientas fascistoides sufridas en la vieja europa: pueblo y raza, supremacismo, expansionismo, victimismo y agravios, mentiras históricas e imposición totalitaria. Que sea 2.0 no lo hace menos criminal.

Los catalanes han votado en libertad 47 veces desde la llegada de la democracia, aunque 1.300.000 catalanes supremacistas insistan en que no fue así, y orquesten (hablando de democracia) su butifarra-referéndum para declarar su independencia, pisoteando la democracia y los derechos de 7.5 millones de catalanes y 47 millones de españoles.

Tras el asalto a la ley viene el asalto a las calles al que ya asistimos, el señalamiento al disidente (niños acosados en los colegios) la persecución de quien discrepa y la rebeldía contra las instituciones, jueces, Policía y Guardia Civil, cuya misión es hacer guardar la democracia y preservar nuestra libertad, enviados de modo urgente ante la flagrante rebeldía de los “mozos de cuadra” quienes ponen en riesgo nuestra paz civil, base de toda prosperidad. Las bolsas se han hundido y los bancos catalanes ayer sufrieron un durisimo correctivo.

Aplicar la ley con todo el rigor es el único camino, y quien juega al engaño del reclamado “dialogo” usado como otro eufemismo naif para narcotizar la necesaria respuesta de la ley, solo alarga con cesiones demostradas inútiles el fin último: la supuesta independencia, el impago de la deuda, la quiebra social y económica, la lucha entre hermanos, el caos.

Mirar hacia otro lado no evitará el desastre al que ya asistimos y que se agudizará si no hay una firme determinación a preservar los derechos y la ley de todos, aplicando con firmeza las herramientas que posee nuestra constitución y que están asaltando. A saber:

-Suspender de empleo y sueldo de modo inmediato a todo funcionario declarado en rebeldía.

-Suspender el rescate financiero hasta no conocer el estado REAL de las cuentas de la generalidad.

-Intervenir y fiscalizar las cuentas de la Generalidad para conocer el grado de malversación de caudales públicos.

-Crear de modo urgente tribunales de excepción. España necesita creer que la ley es igual para todos y se aplica de modo riguroso e inmediato.
-Procesar a todos los instigadores y colaboradores, TV y radios, profesores de colegio, políticos, cargos públicos, empresarios, sindicatos, mossos y funcionarios.

-Aplicar con firmeza la ley de partidos e ilegalizar a quienes promueven subvertir la paz civil y la democracia.

-Suspender la autonomía de modo temporal hasta restaurar la legalidad, la estabilidad financiera catalana y garantizar que las competencias se ejerzan de modo responsable y apolítico.

-Devolver al gobierno central competencias estratégicas del Estado que preserven la solidez y unidad de España y la fraternidad entre todos nosotros.

-Disolver a los 17.000 “mozos de cuadra” en rebeldía, y aún armados.

Las algaradas callejeras ya están aquí e irán a más, aplique Rajoy con firmeza la ley o no. Depende de la firmeza del Estado que el desastre que ya esta aquí pueda ser minimizado. Para ello las medidas a aplicar deben ser rápidas, contundentes y sobre todo disuasorias a corto, medio y largo plazo, de otro modo, el problema se enquistará y generalizará.

Los separatistas vascos ya miran con ilusión el problema catalán, anuncian su “euskoreferendum”  y proclaman anexionarse Navarra, del mismo modo que los supremacistas catalanes piden anexionar Valencia y Baleares. Dudar hoy o vacilar es el peor de los errores. El apaciguamiento como vemos jamás dio otro resultado que alentar al intolerante.

Este carísimo error que ha durado 40 años es reversible si comprendemos que el ruinoso e inútil Estado de las Autonomías se creó solo para satisfacer a un 8% de separatistas que jamás se han dado ni se darán por satisfechos. Es hora pues de recentralizar el Estado.

Decía Tito Livio: “Cuando la situación es adversa y la esperanza poca, las determinaciones drásticas son las mas seguras”. Titubear ante las decisiones provocará mas daños y sufrimiento a la nación. ¡Hágase ya!

“El precio de la libertad es la eterna vigilancia”. Thomas Jefferson

Origen: Del deshonor a la guerra — La Tribuna del País Vasco

2 comentarios en “Del deshonor a la guerra — VerdadesOfenden / La Tribuna del País Vasco

esta web esta abierta al debate, no al insulto, estos seran borrados y sus autores baneados.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s