Chile en ruinas – Vanessa Kaiser

¿Cómo se articula el proceso que prepara para la adquisición de la nueva conciencia? Con un discurso hegemónico fundado en el buenismo moral que disuelve la resistencia a partir del imperio de la moralina y el emotivismo.

Chile en ruinas – Vanessa Kaiser | Nov 23, 2020
El avance del desmantelamiento del modelo chileno parece irrefrenable. Tres son los flancos atacados sistemáticamente por políticos de todos los sectores, la prensa y los grupos violentistas alentados por movimientos sociales de extrema izquierda. El sistema de pensiones basado en la capitalización individual, el monopolio de la coerción por parte del Estado y la institucionalidad ordenada por la Constitución. Ésta ha sido modificada 52 veces. De ahí que Ricardo Lagos, presidente socialista, estampara en ella su firma. Además, porque a pesar de haber sido redactada bajo el régimen militar, el proceso de apropiación por parte de la ciudadanía era un hecho irrefutable. Al punto que, en las encuestas de meses anteriores al estallido revolucionario, sólo un 12% de los consultados consideraba relevante una reforma constitucional.De modo que el <Pacto por la Paz y la nueva Constitución> firmado por la clase política en noviembre pasado no fue consecuencia de una demanda largamente añorada por los chilenos, sino la respuesta política a la violencia incontenible y a un malestar ciudadano que provocó manifestaciones masivas. ¿Cuál era el origen de dicho malestar?

Se protestaba por estar en contra de abusos de empresarios neomercantilistas, políticos y burocracias corruptas. A ello se sumó una caída en los sueldos reales provocada por la llegada masiva de inmigrantes y el frenazo económico legado por las reformas tributarias del gobierno anterior. De modo que, en ningún caso, se trataba de una protesta en contra del mismo modelo que los ciudadanos eligieran al votar por el actual presidente. La pregunta que surge naturalmente entonces es, ¿cómo llegaron a convencerse de que el origen de todos los males era la Constitución?

La respuesta es simple: el malestar de los ciudadanos fue resignificado por élites ubicadas en medios de comunicación masivos, quienes hicieron el rol de iluminadores de las consciencias persuadiendo a los enfurecidos ciudadanos de que lo que ellos veían como un problema de corrupción, falta de oportunidades y pésima gestión del Estado, era consecuencia de un perverso ordenamiento institucional diseñado bajo dictadura. La manipulación mediática llegó al extremo de que se habló de un Chile que al fin había “despertado”, mientras los pocos que seguimos “dormidos” sabemos que la Constitución no sirve para satisfacer demandas que apuntan a mejorar la calidad de vida de las personas. Peor aún, los que no alcanzamos a iluminarnos con el relato cacareado hasta la saciedad por los adalides del discurso hegemónico, estamos conscientes de que la incertidumbre institucional trae consigo una pauperización de los mercados donde el Estado recauda los recursos para atender las demandas sociales. Ello dado que la incertidumbre institucional espanta a los inversionistas, frena las economías, destruye valor e impide la creación de empleo. Información básica como esa era bastante obvia para la mayoría de los chilenos hasta hace pocos años atrás cuando el odiado neoliberalismo era el acervo compartido desde la derecha a una centroizquierda que había sido testigo del desplome del muro de Berlín, las muertes de hambre de millones de chinos, camboyanos, coreanos, etc, la caída de la URSS y del fracaso, sin excepción, de todos los proyectos socialistas. ¿Cómo fue posible borrar el conocimiento y la experiencia acumulada?

Creando una falsa conciencia. Y es que el marxismo tiene cierta razón cuando plantea que «es el ser social [la casta política] el que determina la conciencia, no la conciencia la que determina el ser social». Ello explica que un 49% de quienes votaron a favor de una nueva Constitución lo hicieran a partir de una conciencia recién adquirida, según la cual, sólo hay que esperar la redacción y promulgación de la Carta Magna para que mejore su calidad de vida.

¿Cómo se articula el proceso que prepara para la adquisición de la nueva conciencia? Con un discurso hegemónico fundado en el buenismo moral que disuelve la resistencia a partir del imperio de la moralina y el emotivismo; el abuso de la falacia ad misericordiam que prueba la validez de los argumentos manipulando los sentimientos del interlocutor y repitiendo ad nauseam que el origen de todos los males es la Constitución y su primogénita predilecta: la desigualdad. En las personas menos educadas el poder de persuasión de este tipo de discurso tiene cien por ciento de efectividad. Y, de hecho, si usted revisa las votaciones, fueron las comunas más pobres donde el número de votantes aumentó de forma significativa y la opción por el desmantelamiento institucional tuvo mayor respaldo.

Finalmente, sólo decir que el triunfo en conducir a Chile a la ruina no es sólo de la izquierda. A ella se suman todos los políticos, burócratas, opinólogos, periodistas y empresarios que, gracias al tongo constitucional, podrán conservar sus privilegios y evitar hacer las reformas exigidas por los ciudadanos presos de un razonable malestar. El problema es que, como nada mejorará, habrá una tremenda frustración de las expectativas que puede terminar siendo capturada por el más populista de los caudillos. Esa sería la ruta natural de nuestra ya conocida historia latinoamericana. Que a nadie le sorprenda… porque, como dice Ayn Rand, puedes ignorar la realidad, pero no puedes ignorar las consecuencias de ignorar la realidad.
Fuente

4 comentarios en “Chile en ruinas – Vanessa Kaiser

  1. Pues igual que en España.

    Nos vendieron la Constitución como si fuera el pasaporte para la “prosperidad” , la “modernidad” , la “ilustración” …

    Un engaño porque todo eso no lo trae ninguna ley ni ningún libro, sino una estructura económica muy determinada: la industrial.

    Y eso ya lo había creado Franco copiando el método por el cual los países como Inglaterra, Alemania, Estados Unidos, Japón… se habían industrializado.

    De ahí que efectivamente “Franco creó las clases medias” .

    Es decir, las clases medias son las que surgen de las oportunidades y necesidades de las industrias (del valor añadido que producen las fábricas).

    Y como estamos viendo en Chile, con nuestros mismos votos -eso sí, masivamente manipulados por los políticos- vamos a destruir el país.

    Y es que estos regímenes de izquierda sólo pueden existir donde hay pobreza. Sólo así el Pueblo puede votar a estos manipuladores: por pura necesidad de supervivencia a cambio de la meta promesamera “ayudas sociales”.

    Y si no hay pobreza, la crean

    Me gusta

  2. Ayn Rand podrá ser muy criticada en muchas cosas, todas ciertas, pero habla de su propia experiencia.

    Ella, una judía de San Petersburgo hija de un boticario, vivió la revolución y sus consecuencias:

    Ella y su familia acabaron viviendo en una habitación de su propia cada, mientras que su casa era ocupada legalmente por “proletarios” .

    Como judíos es muy seguro que estuvieran a favor de la Revolución y de la expulsión del Zar, porque el imperio zarista era un régimen cristiano y los judíos eran outsiders que habían estado sujetos a persecuciones (progroms) y prohibiciones.

    Un régimen ateo (no cristiano) y que encima ofrecía crear una república judía (que efectivamente cumplió en los confines de Siberia) era la solución.

    Y efectivamente el régimen de dedicó a perseguir a los cristianos con saña y a destruir sus iglesias y monasterios.

    Pero la realidad es la realidad: el hundimiento de la economía por los comunistas forzó a estos liberados a escaparse a un país cristiano (aunque fuera protestante), donde efectivamente su inteligencia y esfuerzo obtuvieron los beneficios esperados, además de la libertad que no tuvieron en el paraíso ateo.

    Si; puedes ignorar la realidad. Pero no las consecuencias de cerrar los ojos a la realidad.

    Chile y los chilenos lo tienen crudo.

    Ahora, si han decidido suicidarse, es cosa suya.

    Me gusta

  3. ¿Tú sabes por qué y para qué la estafa de la nueva Constitucion?

    Porque es una manera tácita y muy gráfica de decir con otras palabras que el “problema”de Chile no son los políticos y sus políticas que no funcionan.

    El problema es… “la Constitucion”.

    Esto no es más que el viejo truco del “necesitamos una ley”

    Por ejemplo, si hay políticos que son corruptos y roban, el “problema” de solucionaría si ese mismo político sacase una ley que le impidiese ser corrupto y robar (y por lo tanto es una manera de decir que hasta que no haya una ley que le impida ser corrupto y ladrón podrá ser corrupto y robar, porque “todo lo que no está prohibifo, está permitido”).

    Y hay mucha vigente que cree que la única manera de prosperar es que el Gobierno “robe a los ricos” y se lo de a ellos en forma de ayudas sociales, subvenciones y gastos sociales.

    Porque no hay “igualdad” (socialismo) en el gasto.

    No hay ningún país ni ninguna civilización en que nadie haya prosperado fomentando la envidia y el no esforzarse.

    Lo que estos envidiosos y parásitos sociales están haciendo es ponerse una soga al cuello.

    Destruyendo el sistema económico que les puede dar prosperidad a cambio de trabajar no van a ser como los “rivos”, sino que serán como cualquier pobre. Y sin posibilidades de avanzar.

    Luego dirán que “la culpa de su atraso “secular” es de los rspañoles, porque eran católicos, tenían Reyes y expulsaron a los judios”.

    Y que “si les hubieran invadido los ingleses, hoy serían tan ricos y prósperos como los norteamericanos… ”

    No. La culpa la tienen su propia codicia de los bienes ajenos y el no copiar lo que han hecho países como Estados Unidos para prosperar y ser ricos.

    Precisamente 200 años seguidos de self rule no eximen a nadie para prosperar. Siendo señores de sí mismos pueden copiar lo que deban copiar para vivir mejor, que no es precisamente con nuevas leyes, con socialismo con otro nombre o con conflictos sociales, que ahuyentan la inversión y con ello el trabajo.

    Me gusta

    1. Tengo entendido que la nueva Constitución quita a la religión católica como religión de Estado.

      Esto es la típica jugada de la masonería secreta.

      (y es mucho más fácil y menos sospechoso cambiar de Constitución y poner una “laica” (anticatolica) que quitar el carácter de católico a la nacion, a lo que mucha gente se puede negar. Es una manipulacion de la población)

      De esta manera quitan lo que pueden proteger al pueblo (que sigue siendo católico o de cultura catolica) para irle metiendo leyes que no les benefician a ellis, sino a gente como a Soros y a sus amig os, que no son católicos y que odian a los catolicos.

      Precisamente así se ha hecho en España y esa es una de las claves de la caída en picado de la economía y de la sociedad.

      Ademas, tras el hundimiento del socialismo con el muro de Berlin y el triunfo del capitalismo, que ha elevado el nivel de vida de los obreros, es necesario reinventarse hasta volver a crear proletarios de verdad a quien manipular con la envidia y el resentimiento.

      Es decir, para implantar el “marxismo cultural”.

      Mientras siguen importando masivamente extranjeros (proletarios de verdad) a ser posible con otro color de piel o con otra religión, para, como hemos visto hace poco en Estados Unidos (Black Lives Matter financiada por Soros) enfrentarlos con la población blanca a la hora de las elecciones y ganarse su voto.

      La religión católica es uno de los frenos a estas manipulaciones masivas de la poblacion.

      La religión católica debe desaparecer en nombre de la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad de los envidiosos secretos de siempre.

      Por cierto, que el multiculturalismo (naciones con enormes grupos de inmigrantes compitiendo con la población blanca nativa) y la igualdad (socialismo = que todos puedan gastar exactamente lo mismo; quitando a unos para darle a los otros a cambio del voto) es política oficial en todo los partidos “socialdemocratas” .

      Como esto significa fronteras abiertas y pobres del tercer mundo dispuestos a vivir como los blancos, esto significa que los socialistas siempre tendrán pobres a quienes poder comprar el voto con dinero ajeno.

      Para esto vale la democracia.

      Y este es el castigo natural de votar envidia y codicia del fruto del trabajo del vecino.

      De paso justifica que el corrupto político no tenga que hacer políticas para que sus votantes vivan mejor.

      Lo que le interesa justamente es que vivan peor y que crean que sólo pueden mejorar su el corrupto político le roba al “rico” para dárselo a ellos. .

      Me gusta

esta web esta abierta al debate, no al insulto, estos seran borrados y sus autores baneados.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s