Igualitarismo FemiNazi: “los hombres no son mujeres y no van a ser mujeres”.

Una casamentera (match-maker) estadounidense que ha hecho carrera por muchísimos años ayudando a mujeres y hombres a encontrar una pareja para relaciones de largo plazo, ha decidido tirar la toalla con las mujeres. Ha dicho “me rindo; estas tipas simplemente están delirantes y no puedo ayudarles en estas condiciones”. Pero, antes de colgar los guantes o los tenis o lo que sea que usan las casamenteras, hace un vídeo para las mujeres en el que les dice todo lo que tiene que decirles.

  1. Los hombres NO SON MUJERES y NO VAN A SER MUJERES. Si tú quieres un hombre que sea tu mejor amiga, que te escuche, que sea expresivo con sus sentimientos, que sea inconmensurablemente atento, consíguete un amigo homosexual. Si esperas que tu pareja se comporte como tu mejor amiga, estarás eternamente decepcionada… Y será tu culpa.
  2. Un hombre que esté preparado para comprometerse contigo, no se va a comportar como uno de los perros con los que has estado acostumbrada a salir. El perro que anda jugando por ahí no te llama ni te da atención, el hombre preparado para comprometerse sí te llamará y dará atención (tal vez, excesivamente). El perro te presentará la cara que tú quieres ver, el hombre preparado para comprometerse se mostrará con todas sus virtudes y sus defectos.

  3. Querer convertir a un perro en un esposo es igual de absurdo que querer convertir a una zorra en una esposa. La persona que no está lista para una relación estable, no va a estar lista no importa cuanto te esfuerces para tratar de que lo esté. Deja de perder el tiempo con quien no tiene nada qué ofrecerte y aprende a valorar a quienes sí lo tienen.

  4. Si tú no eres perfecta (y créeme que no lo eres), deja de esperar un hombre perfecto. El hombre alto, atlético, Gerente General, millonario y decente que se muere por ti sin llegar a ser empalagoso sólo existe en esas bobas películas romáticas que te encanta ver con tus amigas. Si no te ubicas rápidamente, tus estándares te agregarán a la creciente lista de solteronas con gatos.

  5. En relación con lo anterior, no pidas lo que no puedes ofrecer. La mayoría de mujeres con problemas para encontrar una pareja simplemente piden mucho más de lo que ofrecen, con lo cual sólo logran espantar a los hombres realmente elegibles.

  6. Los estándares que deberías estar buscando tienen mucho que ver con: (a) el carácter de la persona, que comparta contigo algunos de los valores más esenciales, (b) sus aspiraciones y sentido de propósito, que tenga sueños que sean consonantes con los tuyos y que te apoye en la consecución de tus metas; que busque un camino parecido al tuyo en la vida. Ten eso muy presente antes de ponerte a desvariar sobre todo lo que presumes que tú “mereces”.

  7. Y el último gran consejo, el que te va a permitir batear ese jonrón que estás aspirando a batear: deja los prejuicios de lado. Toda frase que comience con “yo jamás le prestaría atención a un hombre que…” es exactamente el tipo de frase que va a prevenir que conozcas al tipo de hombre que puede sorprenderte y te mantendrá buscando los mismos hombres de los que ya estás harta.

#Mujer

“Si nuestro análisis es correcto y ya estamos viviendo en un matriarcado, entonces, el verdadero significado del nuevo feminismo no es, como tan airadamente reclaman, la ‘liberación’ de las mujeres de su opresión. ¿Acaso no podríamos decir que a esas mujeres no les basta con vivir ociosamente como mantenidas y con tener ese sutil dominio sino que lo que ansían es alcanzar el poder absoluto?

No contentas con una vida segura de mantenidas, ahora intentan obligar a sus pasivos y sufridos esposos para que se ocupen de la mayor parte del trabajo del hogar y también de criar a los hijos. Yo conozco personalmente a varias parejas en las que la mujer es una liberacionista militante que le ha lavado el cerebro a su cónyuge para que sea un traidor a su género. En todos estos casos, después de un largo día de trabajo en la oficina o en la enseñanza para sostener a la familia, el marido se queda en casa educando a los niños mientras la esposa está fuera asistiendo a reuniones del movimiento de liberación de la mujer urdiendo un plan para conseguir el poder completo y denunciar a sus maridos como opresores sexistas.

La ‘nueva mujer’ está disponiéndose a dar el golpe o corte de gracia y dejar por fin castrado a su esposo para ser aceptada, supongo que, con mansa gratitud, por su liberal marido. Las seguidoras de Friedan, que claman estridentemente por la igualdad de ingresos y de posición, se han visto, sin embargo, superadas en los últimos meses por unas “nuevas feministas”, unas liberacionistas de la mujer más militantes, son mujeres que colaboran con las simpatizantes del movimiento anterior, más antiguo, pero las consideran como conservadoras tías “Tom”.

Estas nuevas militantes, que han estado recibiendo la mayor parte de la publicidad, persistentemente relacionan la supuesta opresión de la mujer con la de los negros y, al igual que el movimiento negro, rechazan la igualdad y la integración y exigen un cambio radical en la sociedad. Piden la abolición revolucionaria del supuesto dominio masculino y de su supuesto corolario, la

familia. Dando muestra de un odio hacia los hombres profundamente arraigado, y que apenas disimulan, estas mujeres quieren comunas solo para

mujeres, niños administrados por el Estado, bebés probeta o simplemente la “castración de los hombres”, que es lo que Valérie Solanis, la auténtica fundadora de este movimiento militante de liberación de la mujer, pedía en su manifiesto SCUM 5 (Society for Cutting Up Men – sociedad para castrar a los hombres). Solanis se convirtió en la heroína cultural del nuevo feminismo en 1968 cuando disparó y casi mató al pintor y cineasta, Andy Warhol.

En lugar de desligarse de ella (como haría cualquier persona racional) por ser una solitaria perturbada, las feministas escribieron artículos alabando a Solanis como la “dulce asesina” que intentó deshacerse del “macho de plástico” Warhol. Deberíamos haber sabido entonces lo que se nos venía encima.”

PD: Apoyamos la postura liberal del señor Rothbard, ideología con la que no simpatizamos sólo publicamos un estracto de su libro por su acertada crítica en algunos aspectos del feminismo.

3 comentarios en “Igualitarismo FemiNazi: “los hombres no son mujeres y no van a ser mujeres”.

  1. Muy buenos los puntos. Igualdad de oportunidades laborales y sueldos sí, si se hace el mismo trabajo e igual de bien porque en esta sociedad sin dinero todo es más difícil. Nada más. Yo tengo muy claro que las diferencias biológicas,-a todos los niveles- , están para ser disfrutadas con el hombre con el que compartas tu vida por mutuo acuerdo de ambos…Y la Naturaleza nunca se equivoca. Cooperar para ser más felices, apoyarse para que las alegrías sean el doble y las penas la mitad… Estas mujeres no me representan porque son como un niño malcriado y rabioso en una juguetería….Qué llora constantemente queriendolo todo sin saber qué quiere. Un saludo.

    Me gusta

  2. yo lo veo muy fácil, llegará el punto en que de tanto estrógeno en la cerveza los hombres espontáneamente se volverán mujeres, y las mujeres de tanta violencia espontáneamente se volverán hombres.

    Me gusta

esta web esta abierta al debate, no al insulto, estos seran borrados y sus autores baneados.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s